Upstream Color: Explosión autoral

Encuentros du cinema

Upstream-Color-2013

Cualquier disciplina artística desde que conocemos el arte se ha visto tocada por artistas disconformes con las maneras creativas, usadas para generar proyectos en los que verse representados por sus dotes originales, a las que se estaban utilizando hasta la fecha. Siendo el dadaísmo uno de los ejemplos más claros surgido en la literatura de la mano de Tristan Tzara, da pie a que cualquiera con ganas de llamar la atención muestre lo que tienen que contarnos sin miedo a fracasar, ya que siempre tendrán un público al que complacer. Pero romper la dinámica establecida en la mayoría de las ocasiones supone una falta de respeto a la corriente escogida, además de verse a las claras unas ganas inmensas por no pertenecer a ninguna en concreto.

Al igual que Darren Aronofsky nos enseñó como podía hacer que nos volviéramos locos persiguiendo un poco de coherencia en su película Pi (Pi:Faith in…

Ver la entrada original 339 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s